Mamá a los 16

Posted on August 31, 2008. Filed under: Reportaje | Tags: |

Me encontré en la web con este interesantísimo reportaje que reproducimos a continuación.

Fuente: Revista Online San Pablo

“EL ABORTO NUNCA  ESTUVO EN MI MENTE”.

Por Carla Lizanno

Algunos entienden que la adolescencia termina a los 19 años. Las mujeres que tienen hijos antes de esa edad, se convierten en madres adolescentes. En la Argentina esta tendencia está en aumento y la iniciación sexual se da cada vez a una edad más temprana. ¿Cuál es la visión de una madre de 16 años?

Después de perderme con la doble numeración de la calle de Longchamps, una niña me espera en la puerta de una casa humilde. “¿Carolina?”. “Sí. Te perdiste”, contesta con voz dulce y aguda. Comentamos la situación mientras nos acomodamos en la pequeña cocina; ahí está Gonzalo, mirando todo desde su cochecito. Tiene casi seis meses. Carolina cuenta que está empezando a comer, lo que le quita tiempo y por eso, este trimestre dejó de ir a la escuela, pero ha decidido que rendirá libre.

Estás en segundo año del polimodal, ¿qué harás con el colegio y Gonzalo?

No me gusta dejarlo solo. Estuve un tiempo sin ir a la escuela y más ahora que Gonzalo empieza a comer. Los nenes tienen que tener rutina, y yendo al colegio no lo podía hacer, por eso voy a rendir libre, por lo menos hasta que cumpla el año. Cuando crecen te podés manejar mejor. ¡No me gustaría llegar un día y enterarme que ya dijo su primera palabra!

Por eso estoy haciendo el colegio libre. No me interesa perder este año, lo que quiero es terminar y empezar la facultad; yo también quiero ser periodista.

(Gonzalo balbucea, quiere hablar…)

¿Quién te enseñó todo lo que hay que saber sobre el cuidado del bebé?

¡Internet!, (se ríe). Además de preguntar a mis tíos y a mi papá, aunque no sabe lo que hace una madre, me ayudó mucho. Recibo consejos de todos, pero más que nada de Internet. Me favoreció durante todo el embarazo, porque, a pesar de la guía mensual del médico, como por ejemplo, “ahora vas a sentir vómitos”, en Internet buscaba en las páginas de embarazadas y me mandaban el boletín mensual. Con eso, yo decía según lo que me pasaba: “ah, está bien, esto es normal”. También hice el curso de preparto.

¿Tuviste miedo?

¡No!, (responde con tono seguro). Yo lo viví más como una preparación antes que tener miedo. Cuando me vinieron las contracciones, las consideraba muy normales, aunque otras mamás piensan que son lo más doloroso del parto. Yo esperaba mucho más de lo que fue, pedí la anestesia para no sentir dolor. Lo que recuerdo es la sensación de pujar. Lo viví bien porque sabía que mi familia me iba a apoyar. Sé que en algunas hay temas que no se hablan, la mía es más abierta, por eso tampoco tuve miedo.

¿Pensás en tu mamá, ahora que sos madre?

Mi mamá falleció cuando yo tenía 5 años. Nunca sentí la muerte de ella; mi mamá es mi abuela de Corrientes (su voz se pone rígida, y luego un largo silencio). Ella me crió.

Hablar de mi mamá es como hablar de alguien que no conozco. Algunos se sorprenden, pero no lo siento, porque ella no fue tal para mí. Ahora no es indispensable ni digo “ay mami porqué no estás”. Sé que la mujer la necesita de todos modos, pero a mí no me pasa. Ni tampoco mi papá ni mi familia me hacen sentir su ausencia, porque están siempre cuando los necesito. Sentiría mucho la muerte. Cuando murió mi mamá, yo no me daba cuenta. O, a pesar de que pudiese darme cuenta, no era muy pegada a ella. Ella vivía acá y yo en Corrientes; nos veíamos en vacaciones. Nunca me enteré qué le pasó, tengo hipótesis de todos lados; tampoco pregunto, porque sinceramente no me interesa. (Por un familiar se sabe que la madre murió practicándose un aborto.)

Su mirada es dura. No duda al contestar, pero su voz se quiebra. Se muestra reacia para hablar del tema; saca las palabras a cuenta gotas; admite que guarda en su interior recuerdos que no quiere compartir. Carolina creció sin su madre, se convirtió en adolescente, y su primer amor fue también su primera relación con un hombre, que la hizo ser mamá sin dejar de ser una adolescente, llena de ansiedades, incertidumbres y preguntas, que siguen acalladas dentro de ella.

Lejos de dar un juicio moral, la realidad en Argentina es que la edad de inicio sexual es cada vez más temprana (de 13 a 15 años)  y, según datos del Centro Latinoamericano Salud y Mujer (CELSAM) “hay entre 100 y 110 mil partos adolescentes por año en el país”.

¿Cómo te ves como mamá?

Una misma no se puede autoevaluar, pero por lo menos tengo ganas de estar siempre con Gonzalo, de hacer todo lo que tienen que hacer las personas con hijos a cargo. Siento que para mí será más cargo que para otras mujeres en mi situación. A muchas chicas la familia les cuida sus hijos; a mi hijo lo cuido yo sola porque lo quiero. La mayoría no optan por el aborto, quizás porque la familia no lo admitió, pero no viven la responsabilidad desde adentro; no son madres, realmente porque a sus hijos los cuidan otras personas.

¿Qué postura tenés sobre el aborto?

Yo estoy en contra de la legalización, aunque sea para chicas discapacitadas que fueron violadas; si lo permiten para ellas, bueno, pero no debe ser legal para todo el mundo. Que se apruebe una ley para discapacitados, pero para todos no.

Una vez hice un trabajo práctico, antes de quedar embarazada, toqué el tema de los embarazos en la adolescencia. No busqué estadísticas, pero sí sé que hay muchas chicas que lo practican. El tema me llamó la atención porque no estaba de acuerdo; por eso no me lo hice; nunca estuvo en mi mente.

Hay chicas que lo hacen sin consultar a su familia y piensan que está todo bien, y muchas para no vivir el momento… Si sienten que va a ser traumático, que piensen antes de hacerlo, ellas no piensan en el bebé (reprocha con tono duro, indignada).

¿Crees que te estás perdiendo de vivir como las chicas de tu edad?

La verdad que no. Las cosas que quiero hacer hoy son las cosas que no hice de chica, quiero vivir con Gonzalo lo que no viví de chica, como ir a un circo. No sé si más adelante voy a querer hacer lo que hacen los chicos a los 16… Mi vida hoy es esto, cambió pero no tanto. Lo único que tengo ahora es un hijo, porque ama de casa yo ya lo era.

¿Cómo consideras a los chicos de tu edad?

Siempre los vi más infantiles, esto desde chiquita, a partir de quinto grado. Quizás influyó que fui al colegio con chicos más grandes. Sobre todo, creo que viene por un tema de educación, porque en los chicos nunca se confía, no se les cuenta nada; si hay problemas económicos los chicos no se deben enterar. Mis abuelos me hicieron saber siempre todo. Hoy tenemos, pero sabía que mañana quizás no; yo lo entendía. Hablando con mis amigas, no saben nada de lo que pasa en sus casas. Yo soy madre, manejo la vida de él (Gonzalo le sonríe desde el cochecito), pero también hago las compras, cocino, limpio.

¿Te gustaría que Gonzalo tuviera a su papá?

Está bien si viene, es su hijo y lo tiene que visitar; pero a mí no me va a afectar en nada, no me interesa. Si lo ama, que lo venga a ver; a mí, no me importa.

Me preparé para que no me afectara, siempre me preparo para las dos cosas: Si es algo bueno o si es doloroso, lo mismo fue con el parto. Me preparé para que sea doloroso y, sin embargo, resulto ser lo más lindo.

Pero a veces uno no puede controlar lo que siente…

Yo que sé… Sinceramente me gustaría que esté por Gonzalo, no por mí; pero también me gusta que no esté. Porque cuando veo a las parejas separadas y el padre pasa un fin de semana con su hijo… ¡yo me moriría si se lo llevase por dos días! Por ese lado, prefiero que no esté, obviamente quiero que sea el padre… Por mí, no me afecta.

Carolina aceptó su condición de madre adolescente. Consciente o no, el camino que tomó es diferente al de una chica de su misma edad. Los datos oficiales, que serán publicaos próximamente, indican que la cantidad de embarazos adolescentes se mantiene, pero los nacimientos son menores. De esto se deduce que hay un aumento de abortos. No hay cifras oficiales por su condición de ilegalidad. Pero no importan tanto los porqués, sino el haber priorizado la vida.

About these ads

Make a Comment

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Liked it here?
Why not try sites on the blogroll...

Follow

Get every new post delivered to your Inbox.

%d bloggers like this: